ANA TROYA


Desde pequeña me ha encantado dibujar, era de las que garabateaba dibujos en todos mis libros de texto sin poder evitarlo y le hacía a mis amigas los trabajos de dibujo técnico.  
Vengo de una familia que por fortuna tiene un gran talento artístico, mi abuela, mis tías y mis padres o dibujaban o esculpían 
y a mí dibujar es de lo que más me gusta hacer. 


Estudié restauración de pintura en Madrid y después hice un master en Florencia, así que mi vida siempre ha estado ligada al arte, y ahora tras varios años dedicándome a otros proyectos, coincidoendo con la Primera Comunión de mi hija mayor, vuelvo a sentarme con un lápiz y mis colores ante un papel dispuesta y feliz de poder hacer realidad los dibujos que me encargáis. 

Llamar

E-mail